Revista de creación literaria en busca de creadores del mundo

miércoles, 12 de diciembre de 2018

Versos envenenados en Moratalla

Presentado por Clemen Corbalán, el próximo viernes, 14 de diciembre, se presentará en el Salón de actos del Ayuntamiento de Moratalla, la novela Versos envenenados, del autor molinense Francisco Javier Illán Vivas.

Los beneficios de la venta de este libro irán destinados a Cáritas.

viernes, 7 de diciembre de 2018

Los tripulantes del Líricus, de José Siles González (Reseña nº 857)

José Siles González
Los tripulantes del Líricus
Devenir, 2014

La poesía siempre te espera, transcurran los años que se sucedan, estará esperando que los inexplicables caminos de la lectura te lleven a ella, en un olvidado recodo, para encontrarte con pequeñas sorpresas como la que hoy os comento, del autor cartagenero José Siles González.

Un libro que huele a mar, prologado por otro amigo de la ciudad portuaria, Antonio Marín Albalate, quien nos abre las puertas a los grandes viajes que intrépidos marinos emprendieron en el anchuroso mar y en sus cóncavas naves.

Y, aunque todo apunta hacia que el final del viaje del Líricus fue un lento hundimiento durante "...veinte años,/ cuatro meses y doce días,/ con siete larguísimas horas y media,/ las peores y más graves...", el periplo y la derrota le llevaron a surcar mares desconocidos, a arribar a puertos donde la tradición, convertida en leyenda, nos trae escenas ya de sobra conocidas y cantadas en versos que nos transportan al lugar donde el poeta quiere situarnos, oliendo a salitre, a humo y a sudor, a cuerpos femeninos y a soledad.

Y sus tripulantes, ¡qué evocadora presentación en su curriculum!, pues todos los que finalmente lograron enrolarse en el Líricus:

mostraron ardientemente
su adhesión incondicional al
Jack Daniels
y su apasionado amor,
casi hasta el estremecimiento,
por la divagación sobre asuntos
imprevisibles e inútiles:
el arte sin ortopedia y desnudo
de canon
y, por supuesto,
la fornicación salvaje,
espasmódica,
a pelo.
Fornida y agreste tripulación
... sin duda.

Un hermoso viaje.

Francisco Javier Illán Vivas

jueves, 6 de diciembre de 2018

Selección poética de Juan García Sánchez


SÓLO A TI

Millones de ojos me miran
y yo te vi solo a ti,
con tu sonrisa furtiva
que me hizo sonreír,
lentamente te adentraste,
fui mojando tu existir,
y mi ser acariciaste
al querer nadar en mi,
observando tu paisaje
te dirigiste a salir,
mojada de restos de un viaje
por las aguas del vivir,
prendada quedó mi alma
de tu cuerpo en su esplendor,
y te siguió mi mirada
cuando secabas mi amor,
el que quedó entre tu espalda
poco a poco el sol secó,
te quedaste ahí callada
divisando mi interior,
como una luz enfocada
a lo que nunca sentí,
soy el mar que te contempla,
ese que te ama solo a ti...

LA MEDIA LUZ

Como un árbol que ve
tantas vidas pasar a su lado,
en las noches se aferra a su piel
ese frío que se ha vuelto helado,
es esa voz de mujer,
hace que se detengan mis pasos,
me hace volver a creer
dejando atrás el pasado...
La media luz de tu mirar
me ha devuelto la sonrisa,
mis pies quieren caminar
por la senda de tu vida,
la media luz de tu besar,
me hace sentir que eres mía,
es tu viento en mi pensar
que me envuelve con su brisa...
Hoy he vuelto a renacer
con la media luz de tu tiempo,
tu me haces florecer
con primavera en mis sueños,
eres como respirar
bajo el mar de los lamentos,
esa nota que al sonar
hace más bonito al resto...

SOMOS

El atardecer de tus ojos
llega pronto mientras mi voz
habla de todo eso que somos,
somos dos en un corazón...
No necesitamos al mundo
para vivir nuestra vida,
necesitamos una vida
que sea nuestro mundo...
Somos como una huella que infinita
a la que no llegan las olas del mar,
somos unos tatuajes sin tinta
en la piel de la eternidad...
Dejaremos que la luz nos envuelva
de ese amor que acaba de despertar,
somos como aferrarse a que llueva
en la sequía de la soledad,
Y que la sed de querernos no acabe,
que las miradas no se dejen de besar,
somos en la retina el paisaje
más bello por el que poder caminar,
No necesitamos una voz que nos guíe,
ni un lienzo para poder pintar,
necesitamos ser lo que somos,
somos tu y yo, nada más...