Revista de creación literaria en busca de creadores del mundo

sábado, 15 de marzo de 2014

La Dominga, una vida sin tregua, de Amparo G. Martínez-Aranda (Reseña nº 621)

Amparo G. Martínez-Aranda
La Dominga.
Edición de la autora, 2013

"He sido una chiquilla con labores de grande, sin saber, con miedo, improvisando. ¿Qué hacer con siete y ocho años si tus hermanos lloran y tienen hambre?", tal vez esta frase y esa pregunta sean el mejor comentario del libro que Amparo G. Martínez-Aranda dedica a la vida de Dominga Domingo Santiago, quien nació en la más absoluta de las pobrezas en Águilas y que ha vivido para contar su historia a través de la pluma de Amparo.

La protagonista de la historia nació en 1955, en las cuevas del rincón del Aguilica, en Águilas, y a lo largo de 201 páginas, hasta el poema final, Martínez-Aranda, quien ya ha sido comentada en otros Acantilados de papel con motivo de sus anteriores obras, nos narra las peripecias, muchas veces rayando el heroísmo, de quien celebra con todos nosotros (acertadas esas fotos finales del libro) su cincuenta y ocho cumpleaños.

La realidad, como en el caso de Dominga, supera con creces la ficción. Y Amparo G. Martínez-Aranda nos lo demuestra en este libro de una vida nada novelada.

Toñy Riquelme